IN SECUELA SAECULORUM (Jethro Tull’s Ian Anderson, Zurich 18/5/12)

Segundas partes también han sido buenas. En el cine y, particularmente, en la música. Cuando un producto es comercialmente un éxito, el público y la industria discográfica tienden a esperar del artista una continuidad en esa línea compositiva y a veces lo consiguen. Un ejemplo especialmente brillante lo constituyen los álbumes A Night At The Opera y A Day At The Races de Queen, que además de compartir el concepto musical entre sí también lo hacen con el título de dos geniales películas de los hermanos Marx.

Algo menos extendido son las auténticas secuelas de una obra musical, quizá por el alto nivel de responsabilidad que debe asumir el artista. El caso más notable lo constituye el álbum Tubular Bells de Mike Oldfield, que cuenta con dos secuelas. La primera de ellas se grabó coincidiendo con el vigésimo aniversario de la obra, encargándose Trevor Horn – un confeso admirador de TB e Incantations – de la producción.

La fórmula fue repetida después por Jean-Michel Jarre, que celebró las dos décadas de su preciado Oxygene con su continuación. Rick Wakeman volvió a bajar al centro de la Tierra  al cumplirse el cuarto de siglo de Journey To The Centre Of The Earth, su más laureada obra, y Eric Woolfson dedicó su primer disco de estudio a Edgar Allan Poe, como ya hiciera años atrás al formarse The Alan Parsons Project.

Al tratarse los originales de obras instrumentales o conceptuales quizá no se ha necesitado más justificación para revisitarlas que la simple celebración de la vigencia del producto. Más complicado lo tendrían otros músicos para recuperar una obra de éxito pretérita, por buena que fuera.

El último en subirse al carro ha sido Ian Anderson de Jethro Tull, que cuarenta años después de Thick As A Brick se ha preguntado: ¿Qué fue de Gerald Bostock? Las posibilidades se presentan infinitas. Quizás llegó a ser político, banquero, sin-techo, militar o tal vez un puritano, sin olvidar que ha podido estar llevando una vida de lo más ordinaria. Un camino escogido o un acontecimiento fortuito pueden determinar toda una existencia. El efecto mariposa: una piedra lanzada al agua podría tener efectos devastadores en la otra orilla. Todos deberíamos pensar en ello de vez en cuando, plantea Ian.

Las diferentes opciones son consideradas en este Thick As A Brick 2 que, además de recuperar algunos de los sonidos y pasajes de la obra original, nos presenta un nuevo leitmotiv musical para acabar de dar consistencia al trabajo. A diferencia del original, las ideas musicales no están enzarzadas, sino encadenadas en 17 pistas, por lo que parece natural que algunos fragmentos musicales puedan desarrollarse de forma alternativa a lo largo de los diferentes cortes.

Pero por algún tipo de suerte, destino o karma todas las posibilidades paralelas pueden llegar a converger y qué mejor emplazamiento que una localidad de las afueras, St Cleve, cuya edición digital de su conocido semanario ha vuelto a servir de portada a la nueva obra. Extraña compañera es la vida, afirma Ian. Por los siglos de los siglos.

Jethro Tull’s Ian Anderson (Zurich, Volkshaus, 18/5/12)

La opción de presenciar la gira TAAB 2012 de Ian Anderson en Zurich me pareció interesante desde el primer momento no solo por su singularidad sino también por tratarse de la capital financiera del país de los bancos, del lugar donde el Gerald Bostock de las finanzas había mantenido oculto su capital antes de ser localizado por la Hacienda británica.

Acercarse a la sala Volkshaus (Casa del Pueblo) resultó un agradable paseo desde el centro histórico de la ciudad. Ésta se trata de una edificación de principios del siglo XX que cuenta con una sala tipo teatro con capacidad para unas 1.500 personas sentadas. Ideal para garantizar la intimidad del evento y para conferir esa atmósfera teatral que tanto le gusta reflejar a Ian Anderson en sus actuaciones.

La función se abrió con la llegada de un individuo ataviado con gabardina, gorra y una maleta. Empezó a adecentar el escenario mientras que, poco a poco, se iban añadiendo más personajes que colaboraban en las tareas de limpieza (barrer, quitar el polvo y probar el sistema audiovisual). Se trataba, como es sabido, de una caracterización de los miembros de la banda, que me trajo a la memoria aquella gira del Catfish Rising de 1992, en la que los Jethro Tull iban de cocineros.

Un video con Gerald Bostock acudiendo al psicoanalista para hacerle recordar su infancia sirvió de introducción a la interpretación completa del Thick As A Brick original, algo que no ocurría desde su estreno hace cuatro décadas. Tantos años han hecho su mella en Ian Anderson, que ha necesitado en esta gira de la ayuda vocal proporcionada por el actor Ryan O’Donell, sobretodo en las partes más complejas de esta obra.

A sus 65 años Ian ya no está para mantener el equilibrio sobre una sola pierna y tampoco para hacer sonidos guturales al tocar la flauta, pero sigue siendo un maestro con el instrumento, de eso no hay duda.

En un gag similar al que se realizó durante la gira de J-Tull Dot Com, con una llamada telefónica de la violinista Anna Phoebe, fue interrumpida la interpretación de la cara A de TAAB. Poco después un entretenido video simulaba su conexión via Skype desde su domicilio para tocar el violín junto a la banda mientras atendía a su bebé, aderezado también con la entrada en la estancia de su marido vestido con traje de buzo.

Luego pudimos disfrutar del gag News And Weather de la gira original. Durante el mismo se hizo un repaso cómico de la actualidad meteorológica por parte de Ian Anderson, que también realizó convenientes advertencias sanitarias para los que tuvieran frecuentes necesidades de ir al baño. ‘Casualmente’ un espectador (que en realidad era el que estaba en el stand del merchandising) había aprovechado el descanso musical para ir al baño y, al pasar por delante del escenario, fue instado a ser visitado por el doctor (interpretado por Ryan O’Donell), que le practicó un tacto rectal detrás del biombo. La broma sirvió para recordarnos la importancia de estas revisiones: Frank Zappa, por ejemplo, falleció a causa de un carcinoma prostático.

El baterista Scott Hammond tuvo su momento de lucimiento al comienzo de la segunda parte del TAAB original, pero nada que ver con el extenso solo de batería de la gira del 72. De hecho en esta interpretación en directo han sido suprimidos todos los solos, ajustando su duración a la del disco original. Seguidamente vino otro momento divertido, cuando la banda iba realizando pausas musicales mientras sus miembros permanecían inmóviles sobre el escenario, como si se trataran de estatuas.

Ian afirma en el tour book que la parte más dura de reinterpretar ha sido la cara 2 debido a su complejidad vocal e instrumental. En la sección Do You Believe In The Day? por ejemplo ha sido modificado el tono para que Anderson pueda cantarla, aunque se vuelve a la estructura original cuando O’Donell se hace cargo de las voces mientras Anderson interpreta la flauta.

Después de un descanso de veinte minutos el show continuó con otra proyección que simulaba un video de You Tube de un tal Archibald Parrit, otro personaje encarnado por Ian Anderson, que nos mostraba de manera jocosa el jardín de Cruddock Hall (St Cleve) como parte de la programación del canal televisivo de la localidad.

Imágenes de un campo amenazado de tormenta sirvieron de introducción a las primeras notas de TAAB2, interpretado también en su totalidad. La emotividad con la que uno había escuchado la complejidad de la obra original contrastaba ahora con la frescura de la secuela, compuesta para ser interpretada en directo según su autor.

La banda parecía más sintonizada con estos temas y el público realmente disfrutaba de los cortes más rítmicos, como Banker Bets Banker Wins (lo llevan en la sangre) o Old School Song. En el primero de ellos el actor Ryan O’Donell iba caracterizado de gentleman mientras leía el conocido ejemplar del St Cleve Chronicle. Fue en esta parte del concierto donde el actor pudo dar más rienda a sus dotes, interpretando a los distintos personajes y alternando todavía algunas voces con Anderson, indiscutible protagonista.

A Change Of Horses fue también muy celebrado, contando además con una brillante intervención a la guitarra por parte del alemán Florian Opahle. Las canciones se amenizaron con proyecciones en video, editadas por el hijo del artista, James Anderson, que es también su agente y promotor. En general las imágenes guardaban relación con la temática de las canciones, pero también se intercalaron diferentes sketches, destacando el de la búsqueda de un lugar donde sumergirse por parte del buzo.

Otro entretenido video sirvió para ir presentando a los miembros de la banda a modo de despedida, tras la interpretación del último tema. Mientras el grupo abandonaba el escenario, en la pantalla contemplábamos cómo los limpiadores de las gabardinas entraban en una sala reservada para la banda que resultó ser un quirófano con el vendedor de merchandising tendido en la mesa de operaciones. La audiencia aplaudía enfervorizada y se divertía pasándose un enorme globo blanco con la silueta de Ian dibujada en él.

Aunque en la gira no había pasado todavía, pensábamos que se nos concedería la gracia de un bis. Finalmente no fue así. El grupo volvió al escenario para saludar mientras en la pantalla se podía leer “The End”. Eran las diez y media de la noche, probablemente demasiado tarde ya en este país para el rock and roll.

Setlist:

Thick As A Brick (Part 1) / News And Weather / Thick As A Brick (Part 2)

From A Pebble Thrown / Pebbles Instrumental / Might-have-beens / Upper Sixth, Loan Shark / Banker Bets, Banker Wins / Swing It Far / Adrift And Dumfounded / Old School Song / Wootton Bassett Town / Power And Spirit / Give Till It Hurts / Cosy Corner / Shunt And Shuffle / A Change Of Horses / Confessional / Kismet In Suburbia / What-ifs, Maybes, Might-have-beens

JETHRO TULL’S IAN ANDERSON : Thick As A Brick Tour 2012

(Zurich, Volkshaus 18/5/12)

[PÁGINA PRINCIPAL]

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , ,

Una respuesta to “IN SECUELA SAECULORUM (Jethro Tull’s Ian Anderson, Zurich 18/5/12)”

  1. amkosen Says:

    Odd chap, life…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: