ASÍ HABLÓ ERPIVIEL (RPWL, Valencia 31/5/12)

No es habitual poder asistir a conciertos de calado en Valencia. La capital del Turia suele obviarse por los promotores a la hora de organizar las giras, por falta de interés o porque el reclamo de la costa levantina suele acapararlo Benidorm. Con el tiempo, los valencianos han tenido que acostumbrarse a soportar con estoicismo la situación, conformándose con los esporádicos eventos organizados por iniciativa pública.

Así las cosas, el hecho que una banda de culto como RPWL se deje ver por la capital valenciana supone algo más que una satisfacción: la consolidación de un lazo de amistad con la ciudad después de que hubieran visitado Sedaví al presentar su álbum World Through My Eyes en 2006.

Acudí a la sala El Loco con mi amigo Toni, luthier de Afj Guitars, que no tardó en distinguir entre el centenar de asistentes la silueta de Alfonso, guitarrista de la orquesta Reto y marillioniano de pro (ha tocado junto a Steve Hogarth) con el que comparto un par de buenos recuerdos del pasado verano. La espera fue amenizada con buena música, un buen preludio de lo que vendría a continuación.

Lo que nos ofreció RPWL en El Loco fue una auténtica clase magistral que abarcó varias materias. La sonoridad destacó entre ellas desde el primer momento. El sonido era potente y claro. La pequeña dimensión de la sala no importó; es más, le añadió un plus de familiaridad, recordando aquellos primeros conciertos de las bandas progresivas más clásicas.

El tema instrumental Transformed nos introdujo en materia filosófica. A ambos lados del escenario había extendidos sendos paneles donde se proyectó la imagen de un pensador que nos narró el comienzo de nuestro viaje metafísico: abandonamos la caverna de Platón para adentrarnos en el mundo inteligible del nuevo álbum, Beyond Man And Time.

La estructura de este álbum conceptual guarda paralelismo con la obra  Así habló Zaratustra de Nietzsche: a lo largo de cada una de las canciones se nos dosifican los mensajes trascendentales de diferentes personajes, caracterizados en directo por el cantante Yogi Lang en una puesta en escena al puro estilo del quinteto Genesis. Precisamente la primera de ellas – el guardián – me evocó vagamente a Magog, el personaje que Peter Gabriel interpretaba durante Supper’s Ready y que sirvió de portada al directo Genesis Live.

Los últimos en aparecer sobre el escenario fueron el guitarrista Kalle Wallner y el bajista Werner Taus, cuyas sombras se proyectaron a través de los paneles laterales durante el tema We Are What We Are, aunque el efecto lo repitieron en más ocasiones. Wagner, que durante toda la actuación fue alternando su arsenal de guitarras Huber, tuvo también su momento teatral cuando le ofreció fuego a su imagen proyectada para que ésta se fumara un cigarrillo mientras interpretaban The Road Of Creation.

La duración de las canciones se extendió lo suficiente como para permitir a Lang caracterizarse entre unas y otras: con una venda en los ojos en Beyond Man And Time, de científico durante Unchain The Earth, de jorobado al interpretar The Ugliest Man In The World o completamente de negro mientras cantaba The Shadow.

Lang también tuvo tiempo de tocar el Minimoog durante el pasaje instrumental de The Ugly, acompañando sin eclipsar las geniales texturas de teclado de Markus Jehle. Y para darle más realismo al tema Somewhere In Between desapareció completamente del escenario: se oía su voz, pero solo podíamos contemplar una filmación sobre los paneles.

El plato fuerte del álbum lo constituye The Fisherman, una canción que perfectamente podría utilizarse para ejemplarizar la estructura musical del rock progresivo. RPWL se dio a conocer como banda de versiones de Pink Floyd y, aunque en su sonido también puedan aparecer pinceladas que recuerden a Simple Minds o Ultravox, la impronta de The Alan Parsons Project, Genesis o Yes también es remarcable. Si los teclados de la primera sección de este tema ya me recordaban a Tony Banks, ver en directo a Kelle Wallner haciendo tapping por encima de ellos me evocó directamente a Steve Hackett, el primer guitarrista en utilizar la técnica que posteriormente popularizó Eddie Van Halen.

Yo os haré pescadores de hombres”, rezaba el Evangelio de Mateo, por ello no resultó extraño ver a Yogi Lang ataviado con toga y estola mientras purificaba nuestras almas con agua durante el pasaje The Abyss, cuyo título y contenido musical me transportaron más allá del tiempo hasta Close To The Edge, el clásico de Yes (más concretamente a su sección I Get Up I Get Down). Mientras, el baterista Marc Turiaux también disfrutaba al interpretar su parte con los ojos cerrados.

El viaje hacia el conocimiento de la verdad finalizó con The Noon, una alegoría al momento de claridad intelectual del mundo de las ideas. A continuación la banda anunció que tocarían algunas canciones antiguas, retirándose entonces los paneles laterales que habían servido de pantalla de proyección.

El repertorio escogido tuvo muy buena acogida, en especial la comercial Roses, que el público no cesó de corear. No hubo ninguna concesión al álbum Trying To Kiss The Sun, pero nos obsequiaron con Hole In The Sky: la joya de su primer álbum, el origen compositivo del grupo, su argé musical.

El último bis no pudo ser más exclusivo. “¿Hay algún fan de los Floyd?”, preguntó Lang. A continuación explicó que tocarían Embryo – un tema de principios de los 70 que ha permanecido inédito – simplemente porque les apetecía hacerlo, ahuyentando de un manotazo todas las críticas vertidas sobre ellos por ser continuadores del estilo floydiano.

Después de despedirse no tardaron en bajar del escenario para firmar autógrafos, dejarse fotografiar y departir un poco con su público. He asistido a otros conciertos familiares en Barcelona, como el de Pendragon en 1992 o el de Steve Hackett en 1994 (por citar algunos), pero sin duda alguna éste se trató del más cálido de todos. Incluso mi amigo Toni tuvo ocasión de dar a conocer sus servicios a Kalle Wallner. Quién sabe, igual algún día lo vemos con una guitarra customizada colgada del hombro.

Setlist:

Transformed / We Are What We Are (The Keeper) / Beyond Man And Time (The Blind) / Unchain The Earth (The Scientist) / The Ugliest Man In The World (The Ugly) / The Road Of Creation (The Creator) / Somewhere In Between (The Dream Of Saying Yes) / The Shadow / The Wise In The Desert / The Fisherman / The Noon (The Eternal Moment Of Return) / Sleep / Roses / Hole In The Sky

Breathe In, Breathe Out / Embryo

RPWL : Beyond Man And Time Tour

(Valencia, Loco Club 31/5/12)

[PÁGINA PRINCIPAL]


Etiquetas: , , , , , , , , , , , ,

2 comentarios to “ASÍ HABLÓ ERPIVIEL (RPWL, Valencia 31/5/12)”

  1. amkosen Says:

    Lo estoy escuchando y suena muuuuuy bien.
    Tenemos mucho trabajo, nuevos discos de Asia, Rush, Squackett,…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: